Por Marta Hortelano. Lynda Stern es el alma mater de Bond Street chocolate, uno de los lugares de peregrinación de los amantes del cacao de calidad en la Gran Manzana. Junto a ella trabajan su marido y su sobrino en este negocio familiar que ha revolucionado los cimientos chocolateros de Nueva York con controvertidas creaciones que representan la mayoría de figuras de las religiones mundiales. Pero también calaveras rockeras y máscaras africanas en cacao puro y con leche. Las creaciones religiosas las cubre con papel de oro comestible para darles un aspecto más lujoso, pero lo cierto es que los precios de sus obras oscilan entre los 10 y los 50 dólares. Así, podemos comprar desde una figura de la Virgen de Guadalupe, a otra de Jesús, pasando por Buda o Ganseha.

virgen ganesha
buda1

Si las religiones no nos motivan, siempre podemos optar por unos diseños más desenfadados…

skull african

Aunque sin duda, en la actualidad, la joya de la corona es un enorme Moisés que corona la pequeña tienda en el Esta Village neoyorkino. Por 85 dólares, cualquier puede tener la obra de Miguel Ángel en el salón de casa. O darse el capricho de comérsela.

BIG20090424_bond-3190.jpg

Bond Street Chocolate

63 E. 4th St., New York, NY 10003

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y de nuestra política de cookies. Si desea más información, puede hacer clic aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies