En varias ocasiones ya hemos ido informando de los distintos actos en los que CEOPAN ha presentado el proyecto Espigas y se han realizado concentraciones de preparación del equipo nacional de panadería que representará a España en próximas competiciones. Ahora queremos dar un repaso general a todo este importante proyecto:

El sector de la panadería en España necesita un proyecto común que le cohesione y le represente como merece. Un activo tangible que ejerza como el buque insignia de la profesión y en el que todos los panaderos españoles se sientan proyectados. En definitiva, una plataforma de referencia para todos los panaderos con una narrativa positiva y emprendedora que inspire, dignifique y eleve a la profesión. Este proyecto es Espigas, la Selección Nacional de Panadería Artesana.

El propósito de la Selección Nacional de Panadería Artesana

Muchas veces conseguir un reconocimiento a nivel internacional es lo que nos empuja a seguir creciendo, mejorando e innovando. Con esta premisa, el gran propósito de la Selección Nacional de Panadería Artesana es el de poder juntar a los profesionales del sector con mayor talento y progresión para que puedan entrenar juntos, trabajar en equipo y preparar su futura participación defendiendo a España en los campeonatos internacionales de panadería más importantes.

El origen de Espigas

El proyecto Espigas y la creación de la primera Selección Nacional de Panadería Artesana, nacen en abril de 2015 tras la celebración de INTERSICOP, el Salón Internacional de Panadería, Confitería e Industrias Afines. Espigas nace como un movimiento impulsado por CEOPAN para reclamar la posición de la panadería artesana y tradicional como gran referente del sector. En esencia, tal y como comenta el actual presidente de CEOPAN, Andreu Llargués, “más allá de la suma de talento, pretendemos hacer converger el espíritu de emprendimiento y superación de cada uno de ellos en una misma dirección y para un mismo fin. A través de Espigas estamos empujando y apoyando a esta nueva generación de panaderos para que nos ayuden a conquistar la plaza que nos merecemos a nivel internacional. Tenemos una panadería que se caracteriza por su calidad, su diversidad y su gran tradición, y eso es lo que vamos a enseñar y demostrar al mundo.”

Los 8 Espigas que conforman la Selección Nacional

“Espigas” es el término acuñado para denominar a los miembros que integran la Selección Nacional de Panadería Artesana. Actualmente la selección está formada por 8 de los mejores jóvenes panaderos que hay en España: Javi Moreno (Murcia) José Roldán (Córdoba), Antonio Cepas (Toledo), Unai Elgezabal (Vizcaya), Javier Molina (Córdoba) Raquel López (Valencia), Pablo Conesa (Sevilla) y Francisco Recio (Córdoba). Provienen de distintas ciudades y escuelas y representan a las principales tipologías de panaderos españoles: los que ya están establecidos, los nuevos panaderos y aquellos que están en formación.

Proceso de selección de los integrantes

Los actuales 8 Espigas fueron seleccionados para conformar la Selección Nacional tras la disputa del Primer Campeonato de España de Panadería Artesana organizado por la Confederación Española de Organizaciones de Panadería (CEOPAN), en el marco de la feria profesional del sector INTERSICOP 2015.

Espigas_Seleccion Nacional de Panaderia Artesana

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Eduardo Crespo, el seleccionador nacional

El encargado de dirigir a este elenco de jóvenes panaderos y ejercer como seleccionador nacional es Eduardo Crespo, panadero de profesión y dueño de una de las panaderías de mayor prestigio en Barcelona, la Fleca de Balmes. Entre los numerosos reconocimientos conseguidos por Eduardo Crespo a lo largo de su dilatada trayectoria profesional, destaca el haberse proclamado Campeón del Mundo de Panadería Artística en el Mundial de París de 1992. Gran conocedor de los entresijos y de los parámetros clave que rigen los grandes campeonatos internacionales, Eduardo Crespo se encarga de preparar y entrenar a los Espigas para que saquen lo mejor de sí mismos y puedan obtener grandes resultados deportivos.

La preparación, principal objetivo en 2016

Los países que dominan la mayoría de competiciones internacionales de panadería, han demostrado que la preparación es la verdadera clave del éxito. Liderados por el seleccionador nacional Eduardo Crespo, concentrar a los Espigas de forma regular y en amplios periodos para que puedan compartir experiencias y aprendizajes y preparar las estrategias y tácticas que pondrán en liza en la competición, es el principal objetivo de la Selección Nacional de Panadería Artesana en 2016. De esta forma, durante este año los Espigas se reunirán en un total de 5 concentraciones que sin duda marcarán la diferencia a la hora de poder competir con las máximas garantías en las competiciones internacionales de panadería.

Plan de preparación en 2016

Los 8 Espigas, el seleccionador nacional y el equipo técnico se concentrarán 5 veces durante 2016 en sesiones de tres días cada una, siguiendo el siguiente calendario y plan de formación específico a cada sesión:

  • 1ª concentración: del 3 al 5 de marzo – Escuela Andreu Llargués (Barcelona)

En esta primera concentración cada Espiga explica cuáles son sus productos estrella, cómo trabaja y la metodología que sigue. Cada Espiga tendrá que realizar una propuesta personal que se podría presentar en un campeonato internacional.

  • 2ª concentración: del 19 al 21 de mayo – Gremio de Panaderos y Pasteleros (Valencia)

En la segunda concentración se confirmarán las piezas a elaborar en los campeonatos y su desarrollo. Además se determinarán los dos equipos participantes en base a las reglas de los diferentes campeonatos a los que concurrir, de forma que todos los Espigas puedan participar en las competiciones.

  • 3ª concentración: del 14 al 16 de julio – Obrador Espai PA (Barcelona)

Entrenamiento bajo las normas y tiempos que marcan las competiciones en las que se participará en 2017. Será una recreación de los campeonatos con las normas correspondientes incluyendo jurado.

  • 4ª concentración: del 6 al 8 de octubre – CETECE (Palencia)

Entrenamiento bajo las normas y tiempos que marcan las competiciones incluyendo jurado. Se valorarán las posibles combinaciones entre miembros de distintos equipos al objeto de mejorar el producto final a presentar a concurso.

  • 5ª concentración: del 24 al 26 de noviembre – Escuela María Zayas (Madrid)

Entrenamiento bajo las normas y tiempos que marcan las competiciones incluyendo jurado. Además, durante esta última concentración de 2016 tendrá lugar un acto público para promocionar la formación profesional con la participación de instituciones públicas como el Ministerio de Educación, el de Agricultura y el de Empleo).

Un equipo técnico de colaboradores de altura

Con el objetivo de obtener el máximo rendimiento a las concentraciones, se incorporarán a lo largo de estas 5 sesiones reconocidos maestros del sector en técnicas y especializaciones muy definidas. De esta forma, entre los colaboradores habituales en la preparación de 2016, el seleccionador nacional Eduardo Crespo contará con la colaboración de, entre otros expertos, Manuel Flecha, Yohan Ferrant, Arturo Blanco y Jordi Morera. Igualmente, se contará con 3 colaboradores extraordinarios que participarán de forma puntual en alguna de las concentraciones del equipo: el italiano Piergiorgio Giorilli, el francés Patrick Castagna y el español Carlos Mariel.

Nuestro reto: ser Campeones del Mundo en 2020

Tras la creación de la primera Selección Nacional de Panadería Artesana en abril de 2015, durante el segundo semestre de 2015 los Espigas participaron en diferentes competiciones de panadería a nivel internacional para que tuviesen una primera toma de contacto que les permitiese conocer el ambiente que se respira en estas competiciones y probarse con las selecciones más punteras a nivel europeo. De esta forma la Selección Nacional participó en la Copa Louis Lesaffre, competición en la que la integrante junior del equipo Raquel López Van Beek obtuvo el título de campeón en su categoría, siendo elegida una de las 5 mejores promesas junior del Mundo, así como en la Copa IBA de Munich, el Mondial du Pain celebrado en Francia y, por último, en la Copa de Europa que se celebró en Nantes.

Estas primeras participaciones de la Selección Nacional no hicieron más que corroborar la importancia que tiene una óptima preparación para poder estar a la altura en estas competiciones de máximo nivel internacional, y de la misma forma sirvieron para que Espigas se pudiese poner el ambicioso pero al mismo tiempo factible reto deportivo que marca el camino a seguir en este proyecto: ser Campeones del Mundo en 2020.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y de nuestra política de cookies. Si desea más información, puede hacer clic aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies